Para Segunda Lectura

Mayo - Julio 2017

Gobierno docente

       Ahora ya lo sabemos: no se trataba de una educación “gratuita y de calidad” sino de reducirla a la condición sofocante, mediocre, niveladora para abajo  que brinda el Estado. Para eso sirvieron los nenes que marcharon poniendo los ojos en blanco y dando pasitos de baile; para eso se liquidó a los colegios de calidad, “emblemáticos”; para eso se busca “sacarles los patines” a los talentosos; para eso se mantiene incólume un gremio de profesores incapaz de evaluar otra cosa que no sean los aumentos salariales. Y para cada una de estas iniciativas se ha contado con una masa hipnotizable con un par de tontos eslóganes"

Fernando Villegas, Periodista (La Tercera, 2.3.17)