Para Segunda Lectura

Economía y Sociedad № 108

Julio - Septiembre 2021

“Más transferencias sería una locura”

          El Banco Central estima que los ingresos del trabajo cayeron en US$10.000 millones en 2020 comparado con 2019, y en US$3.000 millones en 2021, versus el año anterior. Así, las transferencias directas a familias y empleos, en 16 programas sociales por $17.000 millones de dólares entre abril de 2020 y junio de 2021, son excesivas. Por esto, un monto de US$26.600 millones sería una locura, considerando también que la liquidez de los chilenos aumentó en $50.000 millones por los tres retiros de los fondos de pensiones que en un 80% lo ahorraron y pagaron deudas y solo un 20% lo consumieron, lo que demuestra que la necesidad social fue muy baja, concentrada solo en los más vulnerables. Adicionalmente, el Estado  y los bancos movilizaron US$28.000 millones en créditos Fogape. Así, la movilización y transferencia de recursos por un total de US$ 95.000 millones, en torno al 32% del PIB, es excesivamente desproporcionada. Según el FMI, Chile es el cuarto país del mundo en transferencias con el 32% del PIB, solo superado por Japón (44%), Italia (44%) y Alemania (39%)”.

Klaus Schmidt-Hebbel, doctor en Economía y profesor UC (El Mercurio, 6.6.21)