Para Segunda Lectura - Mundo

Economía y Sociedad № 106
Enero - Marzo 2021

        En agosto el presidente Putin aprobó la vacuna rusa contra el Covid-19 y los funcionarios del gobierno prometieron disponer de millones de vacunas hacia fin de año. Pero ahora, estas promesas se han esfumado porque el Estado ruso enfrenta severos problemas para producirla en grandes cantidades. Así, para fines de año, Rusia espera producir solo 2 millones de vacunas, muy por debajo de las 30 millones prometidas originalmente. Las farmacéuticas rusas han tenido dificultades para abastecerse desde el exterior de insumos esenciales como  las cápsulas contenedoras y los biorreactores que permiten a los componentes de la vacuna crecer y fermentar”.

“Sputnik en problemas”

Georgi Kantchev,  periodista (The Wall Street Journal, 12.12.20)