Para Segunda Lectura

Enero - Marzo 2020

“Clima de intolerancia”

       Es posible advertir un vínculo entre la violencia y un clima de intolerancia que se ha ido instalando. Ha operado una lógica según la cual algunas ideas no solo serían “equivocadas”, sino que el mero expresarlas constituiría un acto inmoral, agresivo y por tanto inaceptable. Es la cultura de lo “políticamente correcto”, en que lo “correcto” es definido por los propios “censores”. Partiendo con la intolerancia, se culmina en la agresión física, legitimada como acto de “defensa” ante quien “ofende”. Se requiere de una fuerte reacción ciudadana, encabezada por sus líderes de opinión, que corrija esta nefasta trayectoria. Lamentablemente, hasta ahora no se ha visto.” 

Editorial (El Mercurio, 9.11.19)