Cuarta época

Economía y Sociedad
23 de Diciembre 2003

Proyecto Gutenberg

Por José Piñera

Cansado de los sesgados e interminables noticieros chilenos, recorrí anoche los excelentes noticieros internacionales que nos ofrece la TV por cable. Al concluir aquel de la TV francesa, me encuentro con una maravillosa versión fílmica de la última novela de Tolstoy, "Resurrección".
 

Filmada en dos ciudades que me han sido cercanas últimamente, San Petersburgo y Bratislava, la novela describe la caída de la bellísima Katiusha Maslova tras ser seducida en su juventud por el Príncipe Nekhludoff, su posterior injusto encarcelamiento y envío a Siberia, y la desesperada búsqueda de redención del arrepentido príncipe.
 

Aunque sin la tensión dramática de la "La Guerra y la Paz" y "Anna Karenina", esta obra describe con descarnado rigor las luces y sombras de la sociedad rusa del siglo XIX.
 

Al concluir el film, sentí la compulsión de releer algunos capítulos de la novela. Quería profundizar en el drama personal de Katiusha, en la descripción de las cárceles de la Fortaleza de San Pedro y San Pablo, en la inhumanidad de los jerarcas del Estado ruso, etc., pero mi copia del libro estaba a 200 kms. de distancia descansando en unos estantes frente al Océano Pacífico y a medianoche las librerías ya están durmiendo.
 

Recordé entonces el "Proyecto Gutenberg", esa iniciativa benefactora que pretende tener todos los libros que han existido y que existirán en una versión electrónica accesible, sin costo, en Internet. Allí estaba "Resurrección" y, mientras la ciudad dormía, pude saciar mi sed literaria.
 

Espero que esta anécdota haga reconsiderar a los que todavía se resisten a ingresar al extraordinario mundo de Internet. Hay que aprender a navegar y descubrir los nuevos mundos que existen en el ciberespacio. Sin adicciones nefastas, pero también sin temores injustificados.